Luis Majul, Daniel Santoro, la productora de La Cornisa y América TV fueron condenados a pagar más de dos millones de pesos por revelar la identidad de un testigo protegido.

Los periodistas Luis Majul y Daniel Santoro, la productora del programa de televisión La Cornisa y el canal América TV fueron condenados a pagarle dos millones de pesos más intereses de seis años a un testigo de identidad reservada que aportó datos para la detención del narcotraficante Ibar Pérez Corradi, acusado por el Triple Crimen de General Rodríguez.

El lockout no tapa la grieta entre entidades y ruralistas ultras

Según el fallo de la jueza María Eugenia Nelli, la víctima declaró contra Pérez Corradi en calidad de testigo protegido en agosto de 2015, pero el 19 de junio de 2016 Majul condujo un programa en el que, junto a Santoro, revelaron el nombre completo y ocupación del testigo al aire. A la condena por dos millones, también se le deben sumar los honorarios de todos los abogados, que duplican ese monto.

Luis Majul, Daniel Santoro, la productora de La Cornisa y América TV fueron condenados a pagar más de dos millones de pesos por revelar la identidad de un testigo protegido.

Tras esa emisión de La Cornisa, el nombre y apellido del testigo “fueron difundidos públicamente en diferentes medios de comunicación audiovisuales, informáticos y gráficos, afectando con ello su derecho a la intimidad de manera flagrante, con el agravante que se trataba de un testigo de identidad reservada o protegido”, comenta la sentencia judicial.

En su declaración judicial, el conductor argumentó que él nunca nombró al testigo protegido por su nombre completo sino que quien lo hizo fue Santoro. En este sentido, el apuntado por Majul se limitó a realizar “una negativa genérica de los hechos expuestos por el accionante en su presentación constitutiva de la acción”, según consigna el fallo.

Por su parte, América TV delegó las responsabilidades en Majul aludiendo que fue él quien produjo el programa. Sin embargo, la jueza Nelli no convalidó los argumentos de los acusados y los condenó a todos (conductor, periodista, productora y canal) a pagar la suma descrita -más los intereses y honorarios- en un plazo de diez días.

Leave a Reply